• Descargar este vídeo

  • Texto escrito

    Texto escrito

    VOZ EN OFF: Con un valor de unos 75 billones de euros, el sector agrícola representa en torno al 17 por ciento de los productos exportados por los Países Bajos.

    Esto nos sitúa en segunda posición, después de Estados Unidos, como exportador mundial de productos agrícolas.

    Productos famosos son flores y plantas, hortalizas y fruta, productos lácteos, pescado, carne y piensos. (Cerdos en un establo.)

    Pero los Países Bajos también son líder en alta tecnología de productos agrarios, como en los sectores de semillas y de su tratamiento. La mayor parte de nuestras exportaciones se dirigen a nuestros países vecinos, con quienes tenemos acuerdos europeos, en cuanto a calidad y seguridad. Para los transportes a países de fuera de la UE se necesitan numerosos documentos. Documentos que ofrecen garantías de calidad, de origen y seguridad a las autoridades de los países importadores. Uno de los documentos necesarios es un certificado de exportación.

    FREEK VAN ZOEREN (HABLANDO HOLANDÉS): Si un país impone determinados requisitos, entonces nosotros, como autoridad competente, debemos indicar que el transporte que recibe reúne los requisitos impuestos por el país correspondiente.

    JAN MEIJER (HABLANDO HOLANDÉS): Es comprensible que los países importadores deseen imponer requisitos, para poder salvaguardar la salud de sus ciudadanos, animales y plantas. BEN ENSINK (HABLANDO HOLANDÉS): Para algunos países puede ser suficiente una tramitación administrativa con expedición de un certificado y su entrega al país de destino. Otros países exigen también poder hacer una inspección física de los productos y que un inspector presencie y compruebe, bajo la supervisión de la autoridad competente, el transporte en cuanto a insectos, enfermedades y cosas similares.

    JOOST VAN WIJK (HABLANDO HOLANDÉS): En estos momentos los países de fuera de la UE reciben todavía certificados de papel, sellados y firmados. Pero ahora estamos trabajando en un trayecto en que los certificados se conviertan en informes electrónicos. VOZ EN OFF: La conversión de certificados de papel a certificados electrónicos se puso en marcha en 2005 con el programa CLIENT.

    MEIJER (HABLANDO HOLANDÉS): De hecho, queríamos lograr dos objetivos a la vez, que están relacionados entre sí: reducir la carga para las empresas y al mismo tiempo optimizar la calidad del proceso de inspección. Dos cosas interrelacionadas.

    VOZ EN OFF: Y una versión electrónica del certificado de exportación tiene aún más ventajas. Algunos sectores, como las flores cortadas o frutas y hortalizas, tienen que hacer frente a breves tiempos de entrega. A veces, desde el pedido al transporte hay solo unas horas. Cuanto menos tiempo se tenga que dedicar a documentos y sellos, mejor.

    Las posibilidades de error son menores porque los certificados se pueden solicitar directamente desde el sistema operativo de la empresa y los datos solo tienen que rellenarse una vez. PETER VERBAAS (HABLANDO HOLANDÉS): La uniformidad de los documentos para países de fuera de la UE ha experimentado un enorme aumento y el porcentaje de error es casi nulo. BEREND MEIJERINK (HABLANDO HOLANDÉS): Y eso significa que hoy en día, por así decirlo, apenas cuesta un minuto enviar una solicitud. VOZ EN OFF: También hay menos riesgos de fraude porque los documentos no se envían con el transporte sino que la información se envía directamente de una autoridad a otra.

    Y por último, se pueden conseguir muchas ventajas utilizando los distintos sistemas de calidad y comprobación que ya eran aplicados por las empresas e institutos del sector. Pues si un requisito ya se ha cumplido no es necesario hacer una inspección adicional.

    Por ejemplo, el sistema de identificación y registro estaban enlazados, y al exportar ganado vivo ya no es necesario inspeccionar los pasaportes del ganado. El sector lácteo ha puesto también a disposición de CLIENT su base de datos de control de calidad existente.

    JAN MAARTEN VRIJ (HABLANDO HOLANDÉS): Ya teníamos esas garantías de la Autoridad holandesa para el control de productos lácteos, que es una organización de control de la calidad, una organización independiente que ya hace años que existe en el sector lácteo y que ofrece esas garantías. Están en una base de datos. Esa base de datos forma parte de CLIENT Export. Y con cada solicitud de un certificado de exportación se consulta la base de datos para ver si esa parte cumple todos los requisitos.

    MEIJER (HABLANDO HOLANDÉS): Es una operación a gran escala. Se trata de muchos sectores, todos con productos diferentes y requisitos diferentes de muchos países, y están en juego muchos intereses comerciales. No queremos arriesgar nada, por eso lo hemos hecho paso a paso, sector por sector. VOZ EN OFF: Además, se ha buscado colaboración directa con socios como la Unión Europea, la Organización Mundial del Comercio y las Naciones Unidas.

    BENNO SLOT (HABLANDO HOLANDÉS): Al principio los Países Bajos realizaron un gran esfuerzo en el grupo de trabajo de Naciones Unidas para estandarizar los informes y el mecanismo de intercambio. Eso está terminado. VOZ EN OFF: Se hizo un análisis de la información para conseguir un sistema que sea en parte genérico pero que tenga también en cuenta los requisitos específicos del sector. Se examinaron los procesos operativos de seis sectores y se obtuvo una visión de las similitudes y diferencias entre ellos.

    PATRICK LAENEN (HABLANDO HOLANDÉS): La ventaja es que se consigue un método bien meditado y delimitado. Los procesos empresariales se pueden reordenar sin ser obstruidos por métodos de trabajo del pasado y métodos de trabajo que muchas veces se basaban en el papel. VOZ EN OFF: También se hizo un análisis de todos los datos que es necesario aportar a las distintas autoridades durante el proceso de exportación. Con combinaciones inteligentes se pudo reducir drásticamente la cantidad de datos que las empresas necesitan reunir.

    FREDERIK HEIJINK (HABLANDO HOLANDÉS): Este grupo de trabajo se reunió durante unos meses y pudo reducir el conjunto total de datos de 1.200 elementos a 200. Evidentemente es una gran ventaja para las empresas y una enorme simplificación en la aportación de datos. VOZ EN OFF: Asimismo, al mismo tiempo que se desarrolló la parte holandesa de CLIENT Export se tuvo que colaborar con otros países, para que pudieran recibir y procesar los certificados.

    NICO HORN (HABLANDO HOLANDÉS): Es más importante tener una armonización global que seguir nuestros métodos de trabajo particulares. VOZ EN OFF: Mientras tanto el programa se utiliza en la mayoría de sectores y el número de países que participa en el intercambio electrónico ha experimentado un gran aumento.

    Si la tendencia continúa, ¿podremos proporcionar pronto certificados sin papel?

    SLOT (HABLANDO HOLANDÉS): Eso es más complicado de lo que parece. Pues se podría decir que si eliminas el papel te quedas sin papeles. Pero se debe convenir qué los sustituirán. Y, sobre todo, la irrefutabilidad de la información electrónica es en sí una cuestión importante. Por eso hemos añadido un informe firmado con una firma electrónica directamente de la autoridad competente que confirma sin lugar a dudas que la información es nuestra.

    VOZ EN OFF: Por último, suministrar y elaborar datos de exportación ofrece también más perspectivas para integrar la prestación de servicios gubernamentales.

    VRIJ (HABLANDO HOLANDÉS): Por ejemplo, en la Cámara de Comercio holandesa hay que registrar más o menos los mismos datos para un Certificado de Origen que para un Certificado Veterinario. Entonces, ¿por qué no podemos hacerlo en una sola vez? Un exportador tiene que presentar también una declaración de exportación a aduanas y tiene que introducir los mismos datos, y más. Podría ser una solución si los datos idénticos sólo tuvieran que introducirse una sola vez.

    SLOT (HABLANDO HOLANDÉS): Ahí exactamente es donde estamos ahora. Estamos siguiendo dos líneas de desarrollo futuro. La ruta sin papeles en el marco internacional y para el sistema nacional la máxima reutilización de la información disponible.

    VERBAAS (HABLANDO HOLANDÉS): Estamos plenamente convencidos de que CLIENT Export es el camino a seguir. Y deseamos pasar a la siguiente fase.